Inicio Noticias Ferrolterra OPINIÓN | En busca de la felicidad

OPINIÓN | En busca de la felicidad

2078
Compartir
Los fieles aficionados racinguistas nunca defraudan. muchacalidad.com /cedida



El miedo se apodera de jugadores, cuerpo técnico, consejo de administración, afición. Una plantilla diseñada para los puestos de arriba cae a plomo hacia el infierno, sin luces ni frenos. Agoniza víctima de un ataque de pánico, por verse inmerso en un lugar en el que ya huele demasiado a muerto. Esta última etapa ser aficionado del Racing es una película en la que contiene todo tipo de géneros: acción peleando por la gloria en los playoffs de ascenso a segunda división durante 3 temporadas consecutivas, suspense el curso pasado con una temporada gris, terror es el género dominante esta campaña, con trazas de terminar con un final gore que salvo giro total de los acontecimientos así se cerrará el telón. Temas extra deportivos que han salido esta semana a la luz, con un aroma a fragancia absolutamente tóxica que no merecen ni ser nombrados, y una temporada de “transición”completamente rebozada en el más absoluto caos, es un resumen de la bochornosa actualidad. Cuando todo va mal más allá de buscar culpables, reproches y críticas a nuestro casi centenario club, yo me quedo con el Racing siempre. Destaco la frase de nuestro grupo de animación, la arteria aorta del fondo sur, los siempre fieles Diablos Verdes “jamás van a conseguir hundir a alguien criado entre astilleros” con eso señores si que no hay quien pueda. Por ello invito a que toda persona a la que fluya sangre verde por sus venas se deje de critica y lamento, porque a todos nos gusta disfrutar de un playoff, ver al club peleando con los mejores, pero cuando lo que toca es ver como nuestro viejo Racing agoniza en la oscuridad, no den la espalda. Esto va de un club histórico que ha perdido el rumbo, necesitado del orgullo propio de unos jugadores que no pueden dejarse ir. Pablo, Ian, Joselu sacad ese amor propio por una camiseta con la que nos hicisteis disfrutar de varios playoffs y sacad esto adelante. Si hay alguien que quiere abandonar la nave, ahora que pone rumbo hacia las oscuras profundidades tiene dos opciones: tirar la toalla y abandonar al club al que tantas tardes de fútbol y alegría con tu gente te ha dado, o seguir luchando ante la adversidad y continuar domingo tras domingo, año tras año siendo ese fiel aficionado que acude A Malata nieva llueva o truene. Sin esos fieles ya saben, no hay Racing. Llegarán tiempos mejores, pero no arrojen la toalla, porque un ferrolano jamás se rinde.


Por Juanma Codesido para muchacalidad.com  #FútbolFerrol