Un Dépor a la deriva

Previa de un fin de semana sin Dépor

Tras el fiasco de la derrota contra el Racing la competición descansa esta semana antes del sprint final de tres partidos

En A Coruña se respira tranquilidad después varias semanas encadenando desilusiones. Si la victoria contra el Guijuelo dio un respiro al deportivismo, e hizo ver el resto de la temporada con un halo de esperanza, la derrota contra el Racing devolvió a los aficionados blanquiazules a la dura realidad. Ha vuelto la negatividad y el miedo a ver al Deportivo cayendo a una categoría aún más baja se torna real vista la clasificación. Por eso, este fin de semana de descanso vendrá bien tanto a jugadores como a aficionados.

UN FIN DE SEMANA TRANQUILO

Los aficionados blanquiazules han llegado a un punto que casi celebran no jugar un fin de semana. Algo que no debiera ser así, pero que ejemplifica de forma cristalina el hastío que vive el deportivismo con su equipo. Las expectativas de la temporada no se están cumpliendo y el equipo sigue a la deriva sin encontrar, todavía, fondo.

Por eso, este fin de semana en el que se relajan un poco las restricciones y las condiciones meteorológicas prometen un tiempo primaveral, el deportivista puede aprovechar para darse un paseo, tomarse una caña en una terraza, o verse una peli en Netflix sin la preocupación de llevarse otra decepción con su equipo.

TRES FINALES EN EL HORIZONTE

Eso por lo de pronto, ya que el próximo domingo les espera el Pontevedra, con otra final en el horizonte. Un término, el de final, tan manido que quizás haya perdido ya su significado aunque, lo cierto, es que será otro encuentro de importancia vital para el devenir del equipo . El partido contra el Pontevedra contará con el aliciente de que los aficionados podrán volver a Riazor a, esperemos, celebrar una victoria del equipo que calme los ánimos. Pero eso será la semana que viene…


Foto: Imagen del Coruxo – Deportivo en O Vao | Coruxo CF