El Celta naufraga en Balaídos

comparte

Cero puntos son los que ha sumado el conjunto que dirige Rafa Benitez como local en el remozado estadio de Balaídos. Los celestes no han sido capaces de perforar las redes de su casa en los tres primeros partidos ligueros disputados ante su afición.

La falta de gol es evidente en las filas viguesas. 4 tantos anotados en 5 jornadas, es el balance de un Celta que todavía no sabe lo que es anotar ni puntuar como local esta temporada. El 0-2 ante Osasuna en la primera jornada y las derrotas por la mínima ante Real Madrid (0-1) y Mallorca (0-1) en la última jornada, dejan el cuadro vigués en la décimosexta posición con 4 puntos, uno por encima del descenso.

La bala en la recámara de Benítez

El Celta genera pero no finiquita, algo que viene lastrando en exceso a los de Rafa Benítez en este arranque liguero. Uno de los hombres que podría ayudar a paliar la sequía en la faceta goleadora, es el catalán Carles Pérez, que resultó lesionado en el abdutor izquierdo durante el partido inaugural ante Osasuna y desde entonces se mantiene inédito sobre el césped. Su vuelta podría estar próxima, el extremo ya se entrena con normalidad y podría entrar en la convocatoria de Benítez para enfrentarse a domicilio del Barcelona el próximo sábado.