Emilio Larraz: “Al racinguismo solo le puedo decir que cuiden su salud y la de su familia”

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Corren tiempos difíciles para la sociedad. El mundo atraviesa una pandemia donde el Covid-19 más conocido como Coronavirus se ha hecho el principal protagonista. Los hábitos y la rutina de mucha gente se verán afectados de mil maneras, también en el mundo del fútbol, que cerró sus puertas en principio dos semanas pero todo parece indicar que este obligado parón se alargará en el tiempo.

Para que el fútbol siga latiendo en nuestras vidas, desde Muchacalidad.com nos hemos propuesto conocer como son los días sin poder ejercer su profesión con normalidad para los miembros de la primera plantilla del Racing. Equipo estandarte de la comarca de Ferrolterra. El primer protagonista será el entrenador Emilio Larraz, el técnico aragonés cumple objetivos en el club naval desde su llegada a Ferrol en verano de 2018. Donde consiguió el ascenso al primer intento a Segunda B y actualmente mantiene al cuadro verde en la zona media de la clasificación del grupo I de la división de bronce.

El trabajo sigue desde casa

A pesar de no poder trabajar sobre el césped con sus jugadores, la labor diaria del preparador de Zaragoza no cesa. Emilio Larraz dedica sus días en casa a estudiar meticulosamente otros equipos y analizar detenidamente a jugadores de los demás grupos de Segunda B. “Hay que seguir trabajando y si ahora no puedo hacerlo en el campo con mi equipo, debo aprovechar para ver partidos de otros clubes de Segunda B. Esto me ayuda a comprobar el estado de forma de otros jugadores y la forma de trabajar en la categoría de otros equipos”. Destaca el técnico maño.

Los que también deben seguir trabajando desde sus casas son los jugadores. El cuerpo técnico les ha mandado un planning rutinario que deben cumplir a rajatabla para mantenerse en plena forma física. “A los jugadores se les ha mandado un plan de trabajo para conseguir, en la medida de lo posible, no perder demasiado tono físico por si hay que volver a competir próximamente”. La Liga en principio suspendida durante dos semanas, todo apunta a que se requerira de más tiempo para conseguir frenar definitivamente la propagación del Covid-19 y poder volver de nuevo a la normalidad.

¿Solución para finalizar la Liga?

Uno de los temas que han salido a la palestra los últimos días es encontrar solución si no es posible finalizar las competiciones puestas en marcha. Emilio Larraz considera fundamentalmente dos medidas como las más justas en caso de no poder volver a jugar. “Para mí, siempre lo más justo es lo que dicta el terreno de juego, por lo tanto, si no se pudiera volver a jugar por lo de la pandemia lo más justo sería anular las competiciones o ir a la clasificación final de la primera vuelta en la que al menos una vez ya jugamos todos contra todos”. En caso de que la Liga finalizase contabilizando los resultados de la primera mitad del campeonato, el Racing sería noveno clasificado con 26 puntos.

Emilio Larraz pasa los días de la cuarentena en Ferrol junto a su mujer e hijas pero admite estar preocupado por sus familiares que están lejos, sobre todo por los más mayores con los que trata de mantenerse en contacto a pesar de la distancia. “Estamos preocupados sobre todo por nuestros padres que son grupo de mayor riesgo y como todos ahora, tratamos de estar en contacto a diario con ellos para saber que se encuentran bien y animarles a que se cuiden y tengan paciencia. Poco más se puede hacer”.

Mensaje para la afición

Para todos aquellos que echan en falta el poder ir A Malata a disfrutar de su Racing, Emilio Larraz quiso mandarles un mensaje de ánimo. “Al racinguismo lo único que les puedo decir es que hagan un paréntesis y se dediquen a cuidar su salud y a su familia. El fútbol volverá y entonces todos juntos y con más fuerza intentaremos trabajar para ir haciendo paso a paso un Racing mejor”.

Foto: @racingferrolsad

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp