Racing «revolution»

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

En A Malata han tocado arrebato. El Racing apunta alto. Ahora sí.


Carlos Mouriz daba a mediados del mes de Mayo el pistoletazo de salida, «el objetivo para el próximo año es el fútbol profesional». Claro y contundente como de costumbre.
Sinembargo no ha sido hasta ahora cuando ha comenzado a trascender el verdadero inicio de la carrera del Racing hacia ese objetivo. Raúl Villares en el programa de la Radio Galega «aocontrataque» desvelaba que a excepción de Emilio Larraz, el resto del cuerpo técnico de las últimas campañas no continuará. El míster maño cuenta con la plena confianza del máximo responsable de la parcela deportiva y será el encargado de asumir el reto, como él mismo confesaba hace escasas fechas: «El reto es mayúsculo pero vamos a por él con la mayor determinación». Este fue el primer sprint.
Sinembargo algunos movimientos en la casa verde serán los que de verdad revolucionarán la carrera. Movimientos económicos necesarios para asumir el reto, movimientos organizativos hasta ahora de poco calado dentro del club y sobre todo movimientos en la plantilla que ha de esprintar hasta el final para llegar a la meta.
Las oficinas de A Malata mudan su cara y cambian de aspecto. Colores, mobiliario y personal se ven trocados por la energía de los nuevos impulsos necesarios para mantener el ritmo. El primero en ser adelantado, Carlos López, que no continuará como gerente del club verde. La carrera no ha hecho más que empezar.
Cientos de ofrecimientos, decenas de jugadores, todos quieren subirse al ritmo que marca Mouriz. El Racing apunta a favorito y el de Lugo marca el ritmo. Nada o casi nada se sabe de la composición de la plantilla. Fiel a su hermetismo, el director deportivo de los verdes espera paciente a jugar sus bazas en cuanto la competencia se despiste. Se vienen cambios también por ahí, Mouriz no estará solo esprintando hacia la meta.

Mientras tanto Garrido ya encontró acomodo en As Somozas, Villarejo espera en Ferrol y Juan Antonio en Sevilla por las noticias del club. Otros como Carlos García o Catú (aun con contrato en vigor) pintan en negro. A Sanmartín le llueven las ofertas para cambiar de carril en plena carrera y se disparan los rumores a cerca de salidas, me dicen «impensables» , de jugadores importantes. La carrera será infernal, el ritmo no para, algunos no aguantarán hasta el final. Hagan sitio señores. El camino hacia el oro necesita de corredores top, el Racing busca futbolistas de perfil alto no, lo siguiente. La oferta «brutal» que anuncia el Diario de Huelva por el jugador asturiano Álvaro Bustos, marca la tendencia. Otros se dejan querer.
La verdadera revolución verde ha comenzado. Ignacio Rivera, como en las motos, quiere ganar esta carrera.

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp